Un gran truco para afilar tijeras

Muchas veces nos hemos encontrado con el problema de no poder cortar una tela porqué las tijeras estaban poco afiladas. El truco es sencillo:

Coge una botella de cristal y utiliza las tijeras como si estuvieras cortando el cuello de la botella. En el caso de no tener lija en casa, ¡El efecto será el mismo y las tijeras quedarán afiladas!

Ahora ya lo sabes cuando tus tijeras no estén bien afiladas 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *